Pisto andaluz

Pisto andaluz. Este plato es algo más complicado de lo que suelo poner en este blog, pero merece la pena, ya que sirve para mucho. Lo podemos comer sólo, añadiendo patatas, huevos, como salsa para cualquier tipo de pasta o incluso para añadirle carne y hacerla al gusto. Todo un manjar, que además podemos congelar y así nos saca de algún que otro apuro para cualquier otro día.